Jason Robinson, líder anotador del GBC.

Baloncesto enCancha

ACB

Mientras haya liga, habrá esperanza

TEXTO: Aitor Sainz
FOTO: Berni Pérez
28 de abril - 17:18

El GBC no desiste en su objetivo de alcanzar los playoffs en la presente temporada, y una muestra más de su motivación es la victoria conseguida el fin de semana ante el CAI Zaragoza.

A falta de cinco jornadas para la conclusión de la fase regular, el Gipuzkoa Basket mantiene vivas sus aspiraciones de clasificarse para la post-temporada. Con trece triunfos, los donostiarras son décimos a dos del Cajasol, que cierra los puestos de playoff. Por ello, y aunque el margen es pequeño, los de Sito Alonso siguen peleando por su objetivo.

El CAI ha sido este fin de semana la cuarta víctima en cinco partidos, lo cual evidencia el sprint final que quiere dar el GBC. Liderados, una vez más, por un genial Jason Robinson, los locales contaban con las bajas de Neto y Winchester, dos jugadores importantes que sus compañeros lograron suplir sin problemas. Así pues, al descanso el Gipuzkoa Basket tenía entre manos una cómoda renta que la gran actuación de Joseph Jones haría tambalearse durante unos instantes.

Aun y todo, la victoria se quedó en casa gracias a la buena defensa realizada en los últimos minutos. Este factor habla también muy a favor de los guipuzcoanos, ya que a falta de recursos en ataque y haciendo frente a la adversidad, cuentan con recursos en defensa para amarrar las victorias, lo cual les puede resultar vital en esta recta final de liga.

Parece que el Gipuzkoa Basket está en un momento de juego similar al del comienzo de temporada, en el que vio la clasificación desde muy arriba. Ahora, le toca luchar por alcanzar la octava plaza, pero con la tranquilidad de la salvación lograda. Por ello, dará todo por el premio de los playoffs. De lograrlo, supondría una gran recompensa al trabajo en equipo y optimización de recursos que realiza Sito Alonso, que con uno de los equipos a priori con menos nombre y menor presupuesto, juega por objetivos de alto nivel.

Y parte del protagonismo hay que dársela también a Jason Robinson, quien jornada a jornada enriquece la labor donostiarra para alzar a su equipo a la victoria. Ante el CAI, con veinticuatro puntos, volvió a destacar sobre el resto de compañeros. Es el máximo anotador del Gipuzkoa Basket, y de su regularidad en estos últimos partidos dependerán en gran medida las aspiraciones del equipo.

No debemos olvidar, de todas maneras, la aportación de pilares tan importantes como David Doblas o Javi Salgado, ni el papel de Winchester, Ramsdell o Neto. Este último permanecerá de baja unas tres semanas debido a una lesión en su mano derecha, por lo que llegará muy justo a los últimos encuentros de la fase regular.

La próxima jornada ante el Valladolid, a priori rival menor, será de nuevo vital para las opciones de los de Sito Alonso.

También puede interesarte...