La Selección se reivindica en la primera ventana FIBA

Con dos grandes encuentros, especialmente el segundo contra Eslovenia, la selección española de baloncesto se reivindica en medio de la opacidad mediática y el conflicto entre FIBA y clubes por la cesión de jugadores durante las ventanas.

Llegados a este punto, no sabríamos decir qué ha hecho más daño a la Selección, si el conflicto con la FIBA que ha impedido la asistencia de los jugadores Euroliga o la clandestinidad mediática que supuso la retransmisión de los dos encuentros por una cadena TDT sólo visible para los que tienen receptores HD y con un seguimiento básico ínfimo, con un pírrico 1% de share.

Considerando que la presencia de jugadores NBA está completamente descartada, la ausencia de los Euroliga no ha supuesto tan gran contratiempo como se preveía. Los chicos de Scariolo, seleccionador nacional, nos ofrecieron un gran espectáculo en los dos partidos. En el primero se sentaron las bases del equipo y en el segundo contra Eslovenia, disputado este pasado domingo en Burgos ante un pabellón abarrotado, se hizo un gran baloncesto.

La calidad de Quino Colom, el acierto de Sergi Vidal y la explosividad de Sebas Saiz acabaron con las esperanzas eslovenas y deleitaron a los espectadores que tuvieron el privilegio de disfrutarlos en directo. Muy probablemente, el nivel del baloncesto español es tan alto que se ha demostrado que esta selección C, sin jugadores NBA ni EL, puede proporcionar tan buen espectáculo y ser tan competitiva como la mejor posible, teniendo en cuenta que los rivales juegan con las mismas condiciones, lo mismo que con anterioridad había hecho la selección femenina.

A pesar del tiro en el pie que supone el conflicto FIBA versus Euroliga, semana a semana comprobamos como el seguimiento del baloncesto se consolida en nuestro país. Las retransmisiones por streaming se multiplican a medida que las condiciones tecnológicas se hacen más asequibles, los pabellones se llenan, las ventas de merchandising se disparan e incluso juegos de ordenador como Street Basketball o Basketball Star arrasan en los dispositivos móviles para jóvenes y mayores entre los juegos de tragaperras de dónde elegir, ya sea en versión gratuita o con dinero real. 

En cualquier caso, esperamos que antes de la siguiente ventana, a finales de febrero de 2018, las autoridades europeas sobre la competencia hayan sido capaces de mediar en esta guerra del baloncesto, que cuanto más dure más fácil será que acabe con todos como perdedores y ningún ganador. No perdamos de vista que el fútbol, la fórmula uno y el tenis permanecen al acecho de la desunión en el baloncesto profesional.


@juliosantafe

Nos encanta lo que hacemos

Copyright 2016 enCancha.com | On-line desde 2004