2012

14

Marzo

20:19

Fernando Barba

Como en casa en ningún sitio

Tras el triunfo copero llegó el varapalo de la eliminación europea. El balance tras la cita barcelonesa es de 5 victorias y una derrota, pero en algunos momentos se han vislumbrado ciertas dudas en el equipo.

 

 

El mes de febrero pintaba muy bien en la casa blanca tras el título conseguido en Barcelona. Tras quince años, el Real Madrid se alzaba con una nueva Copa del Rey, que confirmaba las buenas vibraciones y el gran momento de forma que atravesaba el equipo esta temporada. El siguiente objetivo era lograr la clasificación a cuartos de final de la Euroliga, objetivo complicado, pero que parecía posible tras la copa y el posterior triunfo en la competición europea frente al Unicaja de Málaga.

Gracias a un espléndido Llull, aún bajo los efectos del premio de MVP de la Copa del Rey, y a un buen trabajo grupal se llega a Siena con esperanzas de conseguir el pase. El conjunto madridista realiza un gran partido, pero el triunfo del Bilbao en Málaga impide el pase a TOP8.

Tras la eliminación europea el equipo se resiente en cierto modo. Se consigue la victoria frente al Blusens Monbus, pero el equipo gallego consigue poner en apuros a los de Laso en algunas fases del partido. A esto se añade la lesión de Carlos Suárez y el bajón de Llull, clave hasta entonces. El fiasco completo llega en el encuentro frente al Valencia Basket, con una derrota cercana a los veinte puntos y la desaparición de hombres importantes, como Mirotic y Llull, que han comandado al equipo en sus mejores momentos.

Sin embargo el equipo es joven y luchador, y como ejemplo de ello encontramos a Sergio Llull. Tras un par de partidos flojos, el base menorquín renace bajo presión, arrastrando a su equipo. Además, después de las derrotas del FC Barcelona Regal, el Real Madrid tenía la posibilidad de conseguir el liderato si vencía por más de veinte puntos al Blancos de Rueda. Liderados una vez más por el MVP de la Copa, el Real Madrid arrebataba el liderato a los catalanes, merced a una victoria por 21 puntos.

El conjunto blanco se encuentra en una de sus mejores temporadas, líder en anotación, rebotes, asistencias y valoración de la competición nacional. Tras varias temporadas a rebufo del Barcelona Regal se encuentra ante la mejor oportunidad para volver a alzarse campeón de Liga. Equipo de calidad tiene, y además es comandado por un entrenador que ha sabido transmitir a sus jugadores la confianza e ilusión que otros años les ha faltado.

El partido contra Blancos de Rueda Valladolid debería servir para levantar los ánimos en un club siempre obsesionado con su actuación en la competición europea. Cada temporada el objetivo principal en la casa madridista es alzarse con el título de mejor equipo de Europa, pero esta presión ha podido con los jugadores otras temporadas, perjudicando los resultados en otras competiciones. Gracias al equipo joven y ambicioso de esta temporada se ha conseguido ya un importante trofeo. Sin duda la eliminación de la Euroliga es una mala noticia, pero no debe perjudicar el buen trabajo realizado en la Liga Endesa.

 


@fbarba10

Nos encanta lo que hacemos

Copyright 2016 enCancha.com | On-line desde 2004