2015

19

Enero

08:27

Dani Alento

Las dos caras de Duke

La universidad de Duke ha mostrado esta semana sus dos versiones. La mala, en la derrota ante Miami que abría una crisis deportiva. La excelente, en el triunfo en la pista de Louisville que cierra la crisis y les presenta como firmes aspirantes a coronarse campeones del “March Madness”.

Kentucky mantuvo el número 1 del ranking de Associated Press que ha acaparado desde el principio de temporada, pero en su última edición ya no lo hizo con todos los votantes a su favor. Perder la imbatibilidad le costó a Duke el segundo puesto de la lista. Virginia reemplazó a los Blue Devils, que cayeron hasta el cuarto lugar. Los de Mike Krzyzewski no fueron los únicos equipos del Top 5 anterior penalizados por sus derrotas.

Wisconsin, que era la cuarta, cayó hasta el séptimo lugar. Su base Traevon Jackson, lesionado en la derrota ante Rutgers, fue operado del pie derecho esta semana. Un grave contratiempo para una rotación corta. La quinta Louisville pasó a ser la sexta. Estos movimientos tuvieron como consecuencia que Gonzaga se hiciera con el número 3 y Villanova con el 5. Utah, Kansas y Arizona completaron las 10 primeras posiciones del ranking.

La mejor progresión fue para Iowa State, que subió hasta el puesto 11 desde el 17. Texas se llevó un castigo considerable después de sus dos derrotas, pasando a la veinteava posición tras haber sido décima. Ohio State, Saint John’s y Old Dominion (que sólo estuvo una semana en la lista) cedieron su sitio en el Top 25 a la retornada Northern Iowa (23), Oklahoma State (24) y Wyoming (25).

Tras los partidos de esta semana no ha habido variaciones en los equipos invictos y aquellos que aún no saben que es ganar. Kentucky (SEC) y Virginia (ACC) aún no han encontrado quien les haga morder el polvo, mientras que Central Arkansas (Southland) y Florida A&M (MEAC) siguen buscando un alma caritativa que les permita estrenar su casillero de triunfos.

American

La Universidad de Central Florida y Tulane protagonizaron uno de los partidos más largos de la semana. Vencieron los locales por 103 a 100 tras tres prórrogas con B.J. Taylor como el héroe de la noche. Y no sólo por irse hasta los 33 puntos, sino por ser el autor de 11 de los 12 que los Knights anotaron en el tercero de los tiempos añadidos.

Atlantic Coast

La segunda del ranking Virginia abrió su semana con un triunfo ante Clemson (65-42). Los Cavaliers perdieron sólo 4 balones, siendo su quinto encuentro consecutivo por debajo de los 10 perdidos. En su visita a Boston College sumaron su victoria 17 de la temporada en un partido que solventaron en la segunda parte (51-66) liderados por Malcolm Brogdon (20 puntos, 5 rebotes). En este encuentro casi rompen su buena racha: regalaron 8 pelotas.

Duke, la cuarta de la lista, entró en crisis encadenando ante Miami (74-90) su segunda derrota seguida de la temporada. Se rompía una racha de 41 partidos consecutivos sin perder como locales iniciada en marzo del 2012. Jahlil Okafor (15 puntos, 15 rebotes) volvió a ser objeto de dobles marcajes, lo que concedió mayor libertad de movimientos a Amile Jefferson (14 puntos, 12 rebotes).  La poca puntería de sus compañeros desde el exterior (6 de 21 en triples, 4 de 7 de Quinn Cook que fue el único acertado) condenó al equipo.

Tras una primera mitad igualada, los Hurricanes se escaparon en la segunda. Los jugadores de Jim Larranaga hicieron gala de una gran efectividad en el lanzamiento en este período (18 de 27, de ellos 6 de 9 en triples) con Angel Rodríguez (24 puntos, 4 rebotes, 5 asistencias, 5 recuperaciones) y Manu Lecomte (23 puntos) como principales estiletes. Los visitantes anotaron 56 puntos en unos segundos 20 minutos pletóricos en que jugaron a placer ante la presión defensiva con la que Duke pretendía remontar.

Duke dejó atras su mal momento con un triunfo en la pista de Louisville (52-63), sexta del Top 25. Los primeros minutos fueron muy igualados, con defensas muy cerradas y mucha intensidad en la lucha por el rebote ante la falta de acierto en el lanzamiento exterior (4 de 25 en triples los locales por 4 de 15 de sus rivales). Ni el local Montrezl Harrell (10 puntos, 14 rebotes) ni el visitante Jahlil Okafor encontraban su sitio en la pintura. Los de Krzyzewski solventaron este problema gracias a la aportación de Amile Jefferson (19 puntos, 7 rebotes), que volvió a gozar de más libertad de movimientos en la zona.

Tras un par de rápidas transiciones y un triple de Quinn Cook Duke abrió una brecha de 12 puntos en el tramo final del período. Al descanso el marcador era de 20 a 30. Los visitantes inauguraron el segundo período con un parcial de 2 a 12. Los Cardinals, con problemas en la circulación de pelota, no encontraban la manera de romper la activa zona 2-3 de los Blue Devils. Y para complicarles más las cosas a los de Rick Pitino, Okafor (18 puntos, 7 rebotes) empezó a anotar con asiduidad.

Louisville se diluía mientras la figura del pívot se agrandaba. La diferencia entre ambos equipos subió hasta los 21 puntos. Los Cardinals reaccionaron con 7 puntos seguidos de Terry Rozier (17 puntos) coincidiendo con un descanso del mejor jugador universitario del momento. El triunfo 998 en la carrera de “Coach K” no peligró a pesar de una racha de más de 7 minutos sin anotar ninguna canasta de campo por parte de los suyos, y que aprovechó el equipo local para maquillar su derrota.

La doce Notre Dame parecía sufrir un grave contratiempo en sus aspiraciones tras la salida del equipo sin fecha de retorno de su pívot Zach Auguste (14,3 puntos y 6,4 rebotes de media), por motivos académicos. El freshman Bonzie Colson aprovechó su ausencia para anotar 10 puntos y capturar 4 rebotes en el triunfo de la doceava del ranking AP en la pista de Georgia Tech (59-62).

La ausencia de Auguste duró poco. El interior jugó, aunque poco (9 minutos),  en el siguiente compromiso de su equipo en casa ante Miami. En la primera mitad no le entraron los triples (3 de 16) al equipo del ranking, que llegó al descanso 12 abajo. En la segunda parte varió el panorama por completo. Tras un parcial visitante de 2 a 13, los Irish ajustaron el punto de mira anotando 7 de sus 9 intentos de larga distancia.

Jugando Notre Dame con un quinteto pequeño, Jerian Grant lideró una remontada espectacular (23 puntos, 8 asistencias) que les acabó dando el triunfo (75-70). En los visitantes, los héroes del upset ante Duke Angel Rodríguez y Manu Lecomte se quedaron en 4 puntos (1 de 10 en el tiro) y 3 puntos, respectivamente.

Marcus Paige (23 puntos, 5 rebotes, 9 asistencias, 4 recuperaciones, 5 de 5 en triples) firmó su mejor partido de la temporada para North Carolina en la pista de uno de sus rivales históricos, North Carolina State. La quince del ranking se impuso por 79 a 81 con dos tiros libres claves de su base a un segundo del final ante la remontada de una Wolfpack que perdía de 11 a falta de 4 minutos después del quinto triple de Paige. Los locales aún tuvieron una última oportunidad con dos tiros libres cuando quedaban dos décimas en el cronómetro. Abdul-Malik acertó el primero y tiró a fallar el segundo, pero el palmeo de Cody Martin no entró.

Syracuse sigue inmersa en su crisis. El prometedor freshman Chris McCullough (titular en los 16 partidos que jugó con 9,3 puntos, 6,9 rebotes y 2,1 tapones de media) será baja lo que resta de temporada tras lesionarse los ligamentos de su rodilla derecha. Rakeem  Christmas tuvo que multiplicarse en la pintura (35 puntos, 9 rebotes) para que los Orange pudieran vencer a Wake Forest en la prórroga (86-83). En la primera mitad los de Boeheim ganaban de 10, pero la aparición de un magnífico Konstantinos Mitoglou (26 puntos, 6 rebotes) igualó el encuentro. En su visita a Clemson (66-53) los esfuerzos de Christmas (21 puntos, 10 rebotes) fueron en vano.

Big East

Villanova, número 8 de la lista de AP, se mantuvo firme al frente de la conferencia con un triunfo ante una Xavier (88-75) a la que Ryan Arcidiacono (18 puntos), Dylan Ennis (17 puntos) y Josh Hart (15 puntos) cosieron a triples (12 de 20 entre los tres). Seton Hall, 21 del ranking AP, flirteó con la expulsión de la lista de privilegiadas perdiendo en la prórroga en casa contra Butler (75-79). Los Pirates no pudieron sobreponerse a la eliminación de su máximo anotador Sterling Gibbs (30 puntos, 6 de 9 en triples) a 2:08 del final de tiempo añadido. Los puntos de los Bulldogs los pusieron los de siempre, Roosevelt Jones (23) y Kellen Dunham (21).

Big 10

Wisconsin, 7 del ranking, recuperó a Frank Kaminsky. El pívot fue su mejor anotador (22 puntos, 5 rebotes, 4 de 5 en triples) en el triunfo ante la Nebraska (70-55) de Terran Petteway (27 puntos). Tras la lesión de Traevon Jackson, Bronson Koenig fue el base titular de los Badgers. El sophomore cumplió con 11 puntos (4 de 5 en el lanzamiento), 4 rebotes y 1 asistencia.

La 14 Maryland agravó la crisis de una desconocida Michigan State (75-59). Su escolta novato Melo Trimble se exhibió en la primera parte con 21 de sus 24 puntos (7 de 11 en el tiro en este período, de ellos 5 de 7 en triples) y la jugada del partido. Con el tiempo de posesión agotándose, le rompió la cintura a Lourawls Nairn Jr (que perdió el equilibrio) para anotar un triple. Jake Layman le secundó con 23 puntos y 12 rebotes. Entre los dos sumaron sólo 12 puntos menos que todos los Spartans.

Ohio State intentó rehacerse de su expulsión del ranking con dos triunfos ante dos rivales no ranqueados pero si de prestigio. A Michigan (71-52), un equipo que ha protagonizado este curso remontadas espectaculares tras el descanso, no le dio ninguna opción abriendo el segundo período con un parcial de 13 a 0. D’Angelo Russell rindió a un buen nivel con 21 puntos, 4 rebotes, 6 asistencias y 4 recuperaciones. Los decaídos Wolverines acabaron de complicarse la temporada ante Northwestern. Vencieron, pero perdieron para todo el curso por una lesión en el pie izquierdo a su estrella Caris LeVert.

Iowa, el siguiente rival de los Buckeyes, es un conjunto al que se le dan mejor las primeras partes que las segundas (lo que estuvo a punto de costarle la derrota ante Minnesota, 75 a 77). Y precisamente en la primera mitad los Hawkeyes frustraron las aspiraciones de Ohio State (76-67). En la segunda mitad Aaron White ayudó a los locales a mantener su ventaja anotando 18 de sus 22 puntos. D’Angelo Russell lideró a los visitantes con su mejor marca anotadora del curso, 27 puntos (a los que sumó 14 rebotes).

Big 12

Kansas, novena del ranking, venció esta semana a la 24 Oklahoma State (67-57) y cedió ante la 11 Iowa State (86-81). A la primera la superó en un partido largo (cerca de tres horas) por las 49 faltas personales pitadas (que provocaron 71 tiros libres), y sin realizar un juego especialmente brillante, gracias a la mayor profundidad de su banquillo (20 puntos a 3). Dos jugadores llevaron el peso anotador de los visitantes: Phil Forte en la primera mitad (con 16 de sus 18 puntos) antes de hacerse daño en la pierna derecha, y Le’Bryan Nash en la segunda (con 19 de sus 21 puntos). El “highlight” del partido, y posiblemente de la semana, fue este mate del novato de Kansas Cliff Alexander.

Ante la segunda los Jayhawks vieron romperse su racha de 5 triunfos consecutivos. Tras una primera mitad igualada, los Cyclones empezaron a poner tierra de por medio en el marcador nada más empezar la segunda. Kansas respondió al primer golpe, recuperando desde una desventaja de 12 puntos hasta ponerse a dos. Jameel McKay (11 puntos saliendo del banquillo), con tres canastas, dio impulso a un parcial de 16 a 4 que anulaba esta recuperación. Frank Mason (21 puntos) y Kelly Oubre se multiplicaron para intentar una nueva remontada, pero se quedaron cortos. Naz Long (16 de sus 20 puntos en los segundos 20 minutos) lideró un quinteto inicial local en que todos sus miembros anotaron en dobles figuras.

Iowa State venía de encajar un upset ante la 22 Baylor que parecía inevitable tras los cinco primeros minutos del juego. Un claro 16 a 1 en el marcador así lo hacía presagiar. Los Cyclones se recuperaron hasta ponerse a 4 puntos, pero al descanso volvieron a ceder una ventaja de 12 puntos. En la segunda parte los visitantes reaccionaron con un Naz Long muy acertado desde la línea de triples (19 puntos, 5 de 5 en la distancia). Una canasta de tres puntos de Bryce Dejea-Jones avanzó a Iowa State a 14 segundos del final. Una última canasta de un Kenny Chery muy fallón hasta entonces (13 puntos, 4 de 16 en el lanzamiento) hizo buenos los presagios iniciales en favor de Baylor (74-73).

Kenny Chery no pudo volver a salvar a su equipo ante el sorprendente líder de la conferencia Kansas State (63-61). El equipo de casa, tras ir perdiendo claramente la mayor parte del encuentro, se puso por delante en el minuto 14 de la segunda mitad. Chery anotó 21 puntos (4 de 6 en triples), pero falló un tiro a 2:28 del final para avanzar a Baylor y un triple a 57 segundos para empatar. Con un 2+1 con 6 segundos por jugarse ponía a los Bears a sólo un punto de los Wildcats. Y después que Thomas Gipson no acertase uno de sus dos tiros libres para los locales, el base aún tuvo un último lanzamiento para forzar la prórroga. Falló.

La 16 West Virginia batió a la 18 Oklahoma (86-65). La estrella de los Mountaineers Juwan Staten repartió 8 asistencias, pero se quedo en 4 puntos, casi 12 por debajo de su media. Su equipo no le echó en falta, porque era la noche de los suplentes. Los jugadores del banquillo aportaron 55 puntos, liderados por Jevon Carter (18 puntos, 7 rebotes, 3 asistencias, 3 recuperaciones) y Nathan Adrien (11 puntos). West Virginia sumó 27 puntos fruto de las 22 recuperaciones ocasionadas por su presión a toda pista. Los titulares de los Sooners, liderados por Buddy Hield (21 puntos, 8 rebotes) no pudieron mantener el ritmo.

Texas, 20 del ranking, le bajó los humos a West Virginia (77-50) rompiendo de paso una racha de dos derrotas. El juego interior de los Longhorns avasalló a los Mountaineers liderado por Cameron Ridley (19 puntos, 6 rebotes, 4 tapones), y bien secundado por Myles Turner (16 puntos, 7 rebotes). Jonathan Holmes contribuyó con 16 puntos y 11 rebotes. Por los visitantes, Juwan Staten volvió a marcar un mínimo en anotación de la temporada con 3 puntos (1 de 7 en tiros). Esta vez el base no repartió ninguna asistencia, cerrando así una semana negativa de juego. La mejor jugada de la noche fue este mate de Ridley.

Oklahoma consiguió su triunfo de la semana ante la penúltima del Top 25, Oklahoma State (82-65). El partido quedó sentenciado al descanso. La defensa local controló perfectamente a los anotadores rivales Le’Bryan Nash y Phil Forte, que si bien sumaron puntos lo hicieron con malos porcentajes de acierto. La gran noche de Buddy Hield fue la otra clave del resultado. Sólo dos tiros libres fallados de 5 lanzados empañaron una estadística increible de cara a canasta. La estrella de los Sooners convirtió sus 10 lanzamientos de campo, de ellos 4 triples, para irse hasta los 27 puntos. Aquí teneis su exhibición.

Missouri Valley

La única manera que encontraron los jugadores de Illinois State para frenar a Darius Carter fue darle un manotazo en el ojo en la segunda parte. El alero fue la pieza clave del triunfo de la 13 del ranking Wichita State ante los Salukis (67-55). Carter anotó 25 puntos en los 23 minutos que estuvo en pista, acertando 11 de sus 15 lanzamientos de campo. El percance no afectó al jugador en el siguiente partido de los Shockers, que vencieron a Evansville (41 – 61) con 18 puntos y 11 rebotes suyos.

Northern Iowa, antepenúltima del Top 25, ganaba a Bradley de 23 a poco más de 13 minutos para el final. La relajación defensiva de los ranqueados permitió a los locales volver a entrar en el partido. Warren Jones anotó sus 10 puntos en la recuperación de unos Braves que entraron en el último minuto sólo 6 puntos abajo. Los mismos, 6, que anotó el pívot Seth Tuttle (15 puntos, 7 rebotes, 5 asistencias) desde la línea de personal para frustrar las ilusiones de Bradley y asegurar el triunfo de los Panthers por 52 a 63. El triunfo contra Missouri State fue mucho más sencillo (60-46).

Mountain West

San Diego State derrotó a la última del ranking Wyoming (52-60) en el duelo entre la cuarta y la tercera mejor defensa (respecto a puntos concedidos a los rivales) de la Division I. La aportación del banquillo de los Aztecs fue clave en su triunfo. Encabezados por Trey Kell (12 puntos), sus suplentes contribuyeron con 24 puntos por ninguno de los reservas locales. Larry Nance Jr (19 puntos, 8 rebotes) fue el mejor jugador de los Cowboys, además de dejarnos un gran mate. De casta le viene al galgo: es hijo del ganador del primer concurso de mates de la historia de la NBA.

Pacific 12

Utah, octava del ranking, cedió su primera derrota en la conferencia y el liderato a manos de la décima Arizona (69-51). El novato Stanley Johnson, con problemas de faltas en la primera mitad, anotó sus 18 puntos y capturó sus 9 rebotes en la segunda. El otro factor decisivo en el triunfo de los Wildcats fue T.J. McConnell. El base estuvo incisivo en ataque con 16 puntos y 6 asistencias, y en defensa contribuyó a anular a Delon Wright (10 puntos, 4 rebotes, 7 asistencias). La estrella de Utah empezó anotando los 7 primeros puntos de su equipo. Su siguiente canasta no llegó hasta 2 minutos antes del descanso. En la segunda parte sólo anotó un tiro libre.

Arizona venía de derrotar a una Colorado (68-54) que se presentó sin su segundo y tercero mejores anotadores y reboteadores. Askia Booker (30 puntos, 6 de 9 en triples) se multiplicó para suplir las bajas de sus compañeros, pero no pudo evitar la derrota de los Buffaloes. Utah, por su parte abrió la semana superando a Arizona State (59-76) con 21 puntos y 6 asistencias de Delon Wright. Fijaos como intentaban distraer los aficionados locales a los jugadores de Utah para que fallasen sus tiros libres.

Gary Payton y Shawn Kemp fueron compañeros de equipo siete temporadas en los Seattle Supersonics de la NBA. Con las dos viejas glorias juntas en los asientos de pie de pista, sus hijos se enfrentaron por primera vez en la NCAA. La Washington de Shawn Kemp Jr se impuso a la Oregon State de Gary Payton Jr por 56 a 43. En los vencedores, Robert Upshaw (12 puntos, 15 rebotes) afianzó su primer lugar en la clasificación de taponadores de la Division I con 6 gorros más. El pívot acredita una media de 4,5 por partido. El espectáculo de la noche lo puso el joven Payton, con sus tapones (4) y un mate de mucha categoría, su única canasta del encuentro.

Southeastern Conference

Kentucky, líder del Top 25, dejó atrás sus dudas de la semana anterior, en que necesitó 3 prórrogas para ganar sus dos partidos. Empezó estos 7 días arrollando a Missouri (86-37). Los Wildcats cerraron el camino a su aro a los Tigers (27% en el tiro). El mejor anotador de los visitantes, Jonathan Williams, se quedo en 3 puntos tras anotar uno de sus 13 lanzamientos a canasta. A Alabama la despacharon en los primeros 20 minutos (48-70) desde la defensa y el dominio del rebote. El freshman Devin Booker (13 puntos) mantuvo su idilio con los triples. En los últimos 7 partidos ha anotado 20 de los 28 que ha intentado.

Tennessee batió a la 19 Arkansas (74-69) de Bobby Portis (17 puntos, 11 rebotes). La clave del éxito de los Volunteers estuvo en el acierto cara a canasta de Josh Richardson (20 puntos, 5 rebotes, 4 asistencias), Robert Hubbs (16 puntos) y Armani Moore (14 puntos, 8 rebotes, 4 recuperaciones). Entre los tres convirtieron 20 de sus 26 lanzamientos. El resto de compañeros sumaron 7 de 27. Los Razorbacks perdían de 14 a 5:20 del final, pero una reacción final les volvió a meter en el partido. Hasta que Anton Beard falló los tres tiros libres que hubieran empatado el encuentro a falta de 5 segundos. Tennessee culminó la semana venciendo a Missouri (51-59).

Arkansas volvió a caer el fin de semana ante la Ole Miss (82-96) del español Sebas Saiz (12 puntos, 4 rebotes). El pívot fue uno de los 5 jugadores visitantes que anotaron en dobles figuras, liderados por Stefan Moody (18 puntos, 4 rebotes, 3 asistencias). Por los locales Bobby Portis (23 puntos, 10 rebotes, 3 tapones), Michael Qualls (22 puntos) y Rashad Madden (22 puntos) acapararon los puntos, pero con poca ayuda de sus compañeros. El buen inicio de los Rebels, transformando 8 de sus 9 primeros lanzamientos y 5 de sus 6 triples en la primera parte, les dio un margen de 15 puntos antes del descanso que su rival no pudo recuperar.

West Coast

La tercera de la semana Gonzaga sufrió mucho más de lo esperado en su visita a Pepperdine (76-78). Parte de culpa la tuvo su mala noche en los tiros libres (14 de 33). Un parcial de 8 a 2 con 4 canastas de Domantas Sabonis (18 puntos, 12 rebotes) puso a los Zags 15 arriba en la primera mitad, aunque al descanso el margen se quedó en 9 puntos. El lituano lidera la DI en acierto en los tiro de campo (72,8%). Once puntos consecutivos de los Waves, 8 de ellos de Jett Raines (22 puntos, 6 rebotes), igualaron el encuentro en el inicio de la segunda parte. La aparición de Kyle Wiltjer, que sumó 19 de sus 24 puntos tras el parcial encajado por su equipo, fue clave para que los Bulldogs se mantuvieran invictos en su conferencia. Su triunfo ante Loyola Mary fue mucho más sencillo (55-72).

Saint Mary’s se mantuvo firme en su pugna por el liderato con Gonzaga superando a Brigham Young University (82-77) con 24 puntos y 14 rebotes de Brad Waldow. Tyler Haws le dio la réplica en los visitantes con 28 puntos. Kyle Collingsworth, el hombre orquesta de BYU, había igualado el récord de triples dobles en una temporada, cuatro, en su partido anterior. Collingsworth se había ido hasta los 17 puntos, 11 rebotes y 11 asistencias en la victoria ante Pacific (80-93). Es el quinto jugador de la historia de la NCAA en llegar a esta cifra, y el primero desde que lo hizo un viejo conocido de la liga española, el francés Stephane Lasme (Universidad de Massachusetts, 2006-07).


@danielalentomor

Nos encanta lo que hacemos

Copyright 2016 enCancha.com | On-line desde 2004