2014

1

Diciembre

07:49

Dani Alento

Las Bahamas, un infierno para los equipos del Top25

Se preveen cambios de trascendencia en el ranking de esta semana. Muchos equipos, entre ellos North Carolina, encajaron a lo largo de la semana pasada derrotas inesperadas. Gran parte de la culpa de estos futuros movimentos la tuvo el torneo Battle for Atlantis.

Kentucky, Arizona, Wisconsin y Duke (por este orden) mantuvieron las cuatro primeras posiciones del ranking de AP. Kansas, la anterior número 5, bajó hasta el 11 tras perder ante Kentucky en el Champions Classic. Los votantes castigaron al equipo de Bill Self no solo por la derrota sino también por la forma en que se produjo. Su lugar lo ocupó una pujante North Carolina, aunque probablemente de forma breve.

Texas (7), Wichita State (9) y Gonzaga (10) vieron mejoradas sus posiciones respecto a la anterior lista, entrando en un Top10 en el que también estaban Louisville (6) y Virginia (8). Florida cayó desde el octavo lugar hasta el 18, y Connecticut bajó desde el 17 hasta el 24. Primer aviso para estos dos equipos.

Miami (17) entró con fuerza en el ranking de los mejores. En los últimos 5 lugares asomaron la cabeza West Virginia (21), UCLA (22), Creighton (23) y Arkansas (25). Esto equipos ocuparon el sitio de Oklahoma, Nebraska, Utah, Southern Methodist y Syracuse. Una debacle, aunque menor, para Larry Brown (SMU) y de grandes proporciones para Jim Boeheim.

Battle for Atlantis

Butler dio la primera sorpresa en unos cuartos muy movidos de este torneo celebrado en las Bahamas eliminando en cuartos de final a la quinta del ranking North Carolina (74-66). Los Bulldogs estuvieron fatal en el lanzamiento (22 de 72, 30,6%), con un mal dia de dos de sus tiradores, Kellen Dunham (3 de 17) y Roosevelt Jones (3 de 11). Y aun así, ganaron. Dominar en el rebote a los Tar Heels (57 con 29 ofensivos por 40 del rival) les ayudó. Su defensa en el inicio de la segunda mitad hizo el resto parando el ataque de los de Roy Williams.

El margen a favor de Butler llegó a ser de 14 puntos. Un Marcus Paige errático en el tiro apareció al rescate de NC con 11 puntos en los 3:35 finales (3 jugadas en que el defensor se quedó en el bloqueo más un palmeo). Pero cuando tenían a Butler a tiro, 2 pelotas perdidas condenaron a North Carolina a encajar su primera derrota del año. Los Tar Heels intentaron minimizar los efectos en el ranking de este revés venciendo a UCLA (78-56) y Florida (75-64) en el cuadro de los perdedores.

En el segundo duelo de cuartos del torneo Oklahoma acabó con la imbatibilidad de la número 22 del ranking UCLA (65-75). Buddy Hield estuvo desatado (24 puntos). Su momento de locura llegó a 9 minutos del final, con los Sooners 7 abajo. Él solito le endosó a los Bruins un parcial de 10 a 0 para poner a su equipo por delante. Un triple suyo a con 2:20 por jugarse abrió una brecha de 6 puntos entre los dos equipos que los de Steve Alford no pudieron cerrar. Por UCLA, que estuvo negada en los tiros libres (9 de 21) destacaron el base Bryce (19 puntos), hijo del entrenador, y el ala pivot Kevon Looney (16 puntos, 15 rebotes).

Georgetown obtuvo su “upset” en estos cuartos ante la 18 de los EUA, Florida (66-65). Fue un duelo igualado en el que el mando del marcador cambió 21 veces de bando. El partido se resolvió en la prórroga después que L.J. Peak taponase a Eli Carter para dejar el marcador en empate a 53 tras 40 minutos de juego. Un lanzamiento en suspensión de D’Vauntes Smith-Rivera (17 puntos) a 5 segundos del final del tiempo extra le dio el triunfo a los Hoyas. Los Gators no han llegado a los 70 puntos en ninguno de sus 6 partidos disputados (3 victorias y 3 derrotas). Desde la temporada 1949-50 no anotaban tan poco.

En el único cruce de cuartos que no hubo sorpresa fue en el de la tercera de la lista, Wisconsin, que se deshizo de UAB (72-43). Los Badgers derrotaron en semifinales a una Georgetown que le plantó cara hasta el final (68-65) de la mano de D’Vauntes Smith-Rivera (29 puntos con 5 de 6 en triples). En la segunda mitad los Hoyas llegaron a tener 8 puntos de ventaja (42-50) con una racha de ultraactividad de su mejor jugador (2 triples consecutivos, 2 asistencias, una falta forzada y 2 puntos en penetración, todo ello en un parcial de 14 a 5).

Dos hombres de banquillo de Bo Ryan rescataron a Wisconsin: Bronson Koenig (7 de sus 14 puntos en estos momentos) y Duje Dukan (8 puntos consecutivos con 2 triples). Con esta inercia positiva los Badgers se pusieron 7 arriba, pero los de John Thompson III no se dejaron ir. Un palmeo de Nigel Hayes (15 puntos, 7 rebotes) a 20 segundos del final fue la jugada decisiva.

En la otra semifinal Oklahoma controló su rebote defensivo y anotó 13 de sus 16 lanzamientos de 2 puntos de la primera mitad (para un 0 de 4 en triples). Butler, sin un buen porcentaje de tiro, no pudo seguir el ritmo de los Sooners. Al descanso Oklahoma ganaba de 12 (36-24) a pesar de que Buddy Hield estaba fallón (5 puntos, 2 de 10 en el tiro) y Ryan Spangler desaparecido (4 puntos, 10 rebotes, solo lanzó 2 veces en 30 minutos). En la segunda mitad Oklahoma no recuperó su nivel de acierto inicial pero tampoco subió el de sus rivales (23,7%, 14 de 59), con la consiguiente derrota final de los Bulldogs por 59 a 46.

En la gran final Wisconsin superó a Oklahoma (69-56). Los Sooners encontraron su acierto de cara a canasta sólo a rachas (37% global, pero un 29% en la segunda parte). Buddy Hield se quedó en un 2 de 11 en los lanzamientos de campo. Por si fueran pocas facilidades para los Badgers, Oklahoma perdió 21 balones, que sus rivales aprovecharon en forma de 27 puntos.

El encuentro, no obstante, no fue un paseo para los campeones. En una primera mitad igualada (34-33) el pivot Frank Kaminsky sólo pudo jugar 6 minutos tras cometer dos faltas. Duje Dukan saliendo desde el banquillo compensó este problema con 11 de sus 13 puntos de la noche (3 de 5 en triples). Ya en la segunda mitad Kaminsky apareció (14 de sus 17 puntos y 7 de sus 8 rebotes) para sentenciar y hacerse con el MVP del torneo.

Maui

En semifinales del torneo hawaiano se enfrentaron dos Wildcats, Arizona contra Kansas State, en el primer reto serio para la segunda del ranking. Venció Arizona (72-68) a pesar de los esfuerzos de Marcus Foster. Los de Sean Miller llegaron a ganar de 9 en la segunda mitad  con Tarczewski cebándose en los pívots rivales (18 puntos). Foster redujo las diferencias de triple en triple (23 puntos, 6 de 9 en triples). A falta de 6 segundos, el base de Kansas State tuvo dos tiros libres con su equipo tres abajo. Metió el primero y falló el segundo, pero Rondae Hollis-Jefferson capturó el rebote decisivo para Arizona. Marcus Foster venía de anotar 24 puntos (9 de 14 en el tiro) en la primera ronda del torneo ante Purdue, recuperándose de su mala noche previa ante Long Beach State (1 de 13 en los lanzamientos).

En la final Arizona tuvo que usar todo su arsenal para vencer a San Diego State (15 del ranking), un equipo que le iguala en despliegue físico (61-59 ). La defensa de los Aztecs controló perfectamente el ataque rival durante la primera mitad hasta que un parcial de 8 a 2 en los 3 últimos minutos del período permitió a los Wildcats llegar al descanso con un punto de ventaja, 32-31. Si en la primera parte Arizona había compensado con sus rebotes ofensivos los fallos en el lanzamiento, en la segunda los tiros entraron. Y aún así se mantuvo la igualdad casi hasta el final. La serenidad del freshman Stanley Johnson (18 puntos, 9 rebotes, 3 robos) en los tiros libres le dió a los campeones del torneo su màxima ventaja (6 puntos) a 35 segundos del final. Una brecha insalvable para los de Steve Fisher.

Los torneos del Barclays Center de NY

Villanova (12) superó a Virginia Commonwealth (14) en una de las dos semifinales del  Progressive Legends Classic de Brooklyn por 77 a 53. Los Wildcats sentenciaron el duelo gracias a un demoledor parcial de 16 a 0 en los primeros minutos de la segunda parte. La número 19 Michigan superó a la Oregon (70-63) del anotador Joseph Young (20 puntos) en la otra semifinal. El escolta no estuvo acertado de cara a canasta (5 de 16 en el tiro). Los Wolverines fueron siempre por delante en el marcador a pesar de ceder claramente en la lucha por el rebote: 29 a 41 (de ellos, 18 ofensivos).

Villanova y Michigan disputaron una final resuelta en los últimos segundos en favor de los primeros (60-55). Los Wildcats liderados por Dylan Ennis (15 puntos) mantuvieron a los de John Beilein sin anotar los últimos 7 minutos de la primera parte y los primeros 2:40 de la segunda, consiguiendo una ventaja de 13 puntos. Zak Irvin (11 puntos) despertó a los Wolverines para igualar de nuevo la contienda. Jayvaughn Pinkston (8 puntos, 9 rebotes) por los Wildcats y Caris Levert (16 puntos, 6 rebotes) por Michigan asumieron la responsabilidad ofensiva de sus conjuntos en los últimos dos minutos. Hasta que a 4 segundos del final un tapón monstruoso de Pinskton decidió el partido.

La pista de los Nets acogió el fin de semana un segundo torneo, el Barclays Center Classic. En la final Rutgers igualó en su derrota ante la 8 Virginia (26-45) la marca negativa de anotación para un equipo de la Division I establecida esta misma semana por Savannah State. Los Scarlet Knights encajaron un parcial inicial de 3 a 11, pero luego los Cavaliers fallaron 13 de sus 16 lanzamientos para llegar al descanso 17 a 18.

En la segunda mitad los de Tony Bennett estuvieron más acertados en defensa (que no en ataque, 25% de efectividad de los derrotados por 32,7% de los vencedores) y evitaron un revolcón que, dadas las circunstancias del encuentro, podía haber sido bochornoso. Ambos equipos no se salvaron de la vergüenza de establecer la peor marca anotadora conjunta de la temporada. La imagen del torneo, no obstante, se vio en la final de consolación entre Vanderbilt y Lasalle, cuando de forma involuntaria el pívot de los primeros Damion Jones noqueó al árbitro Rick Crawford en el salto inicial. Tras ser atendido en el hospital, el colegiado se recuperó de la conmoción.

Orlando Classic

Kansas, 11 del ránking, empezó a recuperar crédito ante los votantes de AP con un triunfo en este torneo ante la número 20 Michigan State (56-61). El ala pivot Perry Ellis fue el hombre más incisivo de los Jayhawks con 17 puntos y 9 rebotes, bien secundado por los 10 puntos y 10 rebotes y 5 asistencias del base Frank Mason. Este partido fue otro ejemplo del desacierto ofensivo que muchos equipos han padecido esta semana. En los primeros 12 minutos de la segunda parte, los Spartans sólo anotaron 4 de sus 22 lanzamientos. Sus rivales no estuvieron mucho mejor: 6 de 17.

Hall of Fame Classic

En la final de este torneo disputado en Kansas Maryland superó a la 12 del ranking AP, Iowa State (63-72). Mark Turgeon, conocedor del talento de sus rivales, centró sus esfuerzos por ganar en la defensa de su equipo. Los Terrapins dejaron a sus rivales en un 29,7% en el lanzamiento. El único de los Cyclones que consiguió ver aro fue Bryce Dejean-Jones (17 puntos, 7 rebotes). Tras llegar al descanso 34-37, Iowa State no consiguió anotar en los primeros 5:30 minutos de la segunda parte. La ventaja de los Terrapins llegó hasta los 15 puntos a 3 minutos del final.

NIT Season Tip Off

En la semifinal de la edición de pretemporada del torneo neoyorquino, Gonzaga (10 del ranking) superó a Georgia (88-76) con 32 puntos de Kyle Wiltjer. El base Kevin Pangos colaboró con 22 puntos, 6 asistencias y 3 recuperaciones. Pangos también perdió un balón, el primero de la temporada tras 5 partidos disputados. El jugador de los Bulldogs Josh Perkins tuvo que dejar el encuentro tras recibir un fuerte golpe de Kenny Gaines que le rompió la mandíbula.

En la final Gonzaga se las vió con la universidad por excelencia de la ciudad, una Saint John’s que venia superar a Minnesota (70-61, aquí os dejo enlace para el partido completo por si teneis tiempo y ganas de verlo). Los Zags acabaron ganando, aunque la Red Storm se lo puso muy difícil (73-66). Los pupilos de Mark Few ganaban de 15 a nueve del final con un buen papel de Domantas Sabonis (14 puntos, 9 rebotes), pero los de Steve Lavin empezaron una remontada que dejó el marcador, tras dos triples consecutivos de Phil Greene IV (20 puntos), 69-66 a 1 minuto del final.

Después que cada equipo fallase su ataque, Greene recuperó una pelota, pero la estrella de Saint John’s D’Angelo Harrison (15 puntos, 5 rebotes) fue castigado con una falta en ataque muy rigurosa cuando faltaban 15 segundos para acabar el encuentro (en el partido completo, a partir de 1:34:00). Los neoyorquinos cometieron entonces una personal sobre Kevin Pangos (11 puntos, 9 asistencias), que debería haber sido señalada como flagrante pero no lo fue. El base anotó los dos tiros libres y selló el signo del resultado.

La marca de Pitino

Rick Pitino, de 62 años, llegó a las 700 victorias en la NCAA con el triunfo de Louisville ante Cleveland State (45-33), en un partido como muchos otros esta semana marcado por el desacierto ofensivo. Su equipo venía de machacar a Savannah State (87-26), conjunto al que hicieron batir la marca negativa de anotación de esta temporada para un equipo de la Division I. La defensa de los Cardinals dejó a su rival en un 19,6% de acierto en el tiro (10 de 51) y le forzó 26 pérdidas de balón, concediendo sólo 7 puntos en la primera parte (41-7). Montrezl Harrel nos regaló un alley hoop al contraataque.

La número 7 Texas no pudo respirar tranquila ante la 24 Connecticut hasta el último segundo del partido (54-55). Tras dominar de 5 al descanso, los tejanos vieron como una falta flagrante por sacar a pasear el codo de Kendal Yancy daba pie a un parcial de 11 a 1 que les ponía por detrás en el marcador. Ryan Boatright (24 puntos, 7 rebotes) anotó 15 de los 18 puntos de los Huskies hasta el final del encuentro (2 de los que no son suyos los generó él con una asistencia). En la última jugada, el base de UConn se torció el tobillo intentando evitar el triple ganador de Jonathan Holmes (13 puntos, 8 rebotes).

Tras perder ante Villanova, la 14 VCU cayó de forma inesperada contra Old Dominion (73-67). Aaron Bacote, que hasta ese partido llevaba una media de 4 puntos y un acierto en el tiro del 16%, anotó 31 puntos para los Monarchs con un porcentaje inmaculado en los tiros de campo (8 de 8) y muy elevado en los libres (11 de 13). Los Rams sólo fueron por delante tras la canasta inicial del inspirado Treveon Graham (34 puntos). Bacote empezó a anotar, y cuando le secundó Aaron Mosley con 3 triples y una asistencia consecutivos, la ventaja de Old Dominion se disparó más allá de lo que los de Shaka Smart pudieron recuperar.

Los “metralletas” de la semana

Craig Bradshaw, autor de la canasta de la victoria de Belmont ante Ohio State (81-83), se fue hasta los 42 puntos (con 8 de 12 en triples) en 33 minutos. Sterling Gibbs (Seton Hall) anotó 40 puntos (3 de 5 en tiros de dos, 7 de 9 en triples y 13 de 13 en los libres) en el triunfo ante Illinois State (80-84). Otro Gibbs, de nombre Jack, llegó hasta los 37 (10 de 10 en 2 puntos, 5 de 7 en triples y 2 de 2 en la línea de personal) en la victoria de su Davidson ante UCF (95-69), un punto menos de los que anotó el interior de Eastern Washington Venky Jois (38) para derrotar a Eastern Oregon (104-87).

En promedio de puntos por minuto Schadrac Casimir gana por los pelos a Bradshaw. El jugador de Iona se fue hasta los 40 puntos en 28 minutos (8 de 9 desde detrás de la linea de 3 puntos que redondeó con 11 de 12 en tiros libres y 3 de 4 en tiros de 2) en la paliza sobre Delaware State (126-76). A ambos los supera Jevon Carter (West Virginia) , que anotó 28 (12 de 14 en tiros de campo) en 17 minutos en la victoria ante VMI (103-72).

El irregular trotamundos (UCLA, BYU y ahora Marquette) Matt Carlino tuvo una gran noche superando a Georgia Tech (70-72) con 38 puntos (8 de 14 en triples y 14 de 16 en los libres, de ellos 5 de 6 en los últimos 30 segundos). Shavon Shields lideró con sus 35 puntos (8 de 12 en dobles, 4 de 4 en triples y 7 de 8 en libres) el triunfo de Nebraska ante Omaha (80-67). Los Cornhuskers perdían de 16 en la primera parte hasta que apareció Shields para rescatarlos con 19 puntos en los 13 minutos que faltaban para el descanso. Derrick Randall, de Pittsburgh, capturó 21 rebotes (por 17 de todo el equipo rival) en la victoria contra Chaminade (68-81).

Chase Fischer (30 puntos), de BYU, tuvo su noche tonta desde la linea de 3 puntos (10 de 13) en la victoria ante Chaminade (85-121). Nate Engesser, de Denver, anotó 7 de 8 (26 puntos en 21 minutos) pero no pudo evitar la derrota ante Belmont (78-56). Jonathan Gilling, de Arizona State, también se unió al club de las muñecas calientes (7 de 10 en triples, 21 puntos) en la derrota ante Maryland (78-73). Montana State anotó 18 de 26 triples ante UT-Arlington (104-81), con un mano a mano de dos de sus jugadores: Michael Dison (32 puntos, 7 de 8 triples) y Stephan Holm (25 puntos, 7 de 11).

James McGee anotó 7 de sus 8 triples para Southern Utah ante UT San Antonio (92-93), el primer triunfo de la temporada para su equipo. Los Thunderbirds, tras ir por detrás en el marcador todo el encuentro, se pusieron 1 por debajo con 3 triples consecutivos en un lapso de 40 segundos. Jerome Hill anotó uno de sus dos tiros libres para UT permitiendo a A.J. Hess poner la guinda para Southern Utah con un triple desde media pista.

La jugada de la semana, precisamente un triple lejano, es este canastón de Jalen Jenkins que le dio el triunfo a George Mason ante Manhattan (63-64) después que Shane Richards fallase deliberadamente su segundo tiro libre con 3 segundos por jugarse para evitar que el rival ejecutase una jugada ensayada sacando de fondo. Una decisión lógica que por una vez acabó en desastre.


@danielalentomor

Nos encanta lo que hacemos

Copyright 2016 enCancha.com | On-line desde 2004