2014

8

Diciembre

07:49

Dani Alento

Choque de conferencias

Cuatro de las cinco conferencias principales midieron sus fuerzas en dos torneos para evaluar sus fuerzas. ACC y Big 12 se mostraron más fuertes que Big 10 y SEC, respectivamente. Algunos de los mejores partidos de una semana en la que hemos vivido una criba de equipos invictos se vieron en estos dos duelos.

Kentucky mantuvo su férrea dictadura al frente del ranking de Asociated Press. Wisconsin escaló una posición para llegar al segundo escalón del podio, aupada por su triunfo en el Battle for Atlantis. Arizona y Duke quedaron por detrás de los Badgers en la lista. Louisville desplazó del quinto lugar a North Carolina, apeada del Top5 por su derrota ante Butler en el torneo ganado finalmente por Wisconsin. Los Tar Heels cayeron hasta el doceavo puesto. Tarjeta amarilla para ellos.

Texas, Virginia, Wichita State, Gonzaga y Villanova, por este orden, completaron un Top10 en el que Kansas siguió sin entrar (11). Iowa State bajó de la posición 13 hasta la 20. Primer aviso de tarjeta roja para los Cyclones. Florida y Connecticut, que estaban avisados de expulsión en el anterior listado, no hicieron los deberes y fueron desalojados del Top25.

 VCU, UCLA y Creighton compartieron el destino de los Gators (se rompió su racha de 68 presencias consecutivas entre los 25 mejores equipos) y los Huskies, los actuales campeones. Sus posiciones fueron para Maryland, Oklahoma, Butler, Illinois y Utah, que coparon los cinco lugares que cierran el ranking de AP. 12 equipos terminaron la semana imbatidos, mientras 5 aún no habían ganado ningún partido (ni siquiera a rivales de inferior categoría).

ACC – Big 10 Challenge

Los dos primeros puntos en juego de este torneo fueron para la Big Ten, con los triunfos de Rutgers ante Clemson (64-69) y de Nebraska contra Florida State (65-70). Los Scarlet Knights, liderados por Junior Etou (20 puntos, 5 rebotes), salvaron una situación comprometida a7:42 del final gracias a un parcial de 2 a 16. Los Cornhuskers, por su parte, tiraron de Terran Petaway (25 puntos, 5 rebotes) y Shavon Shields (21 puntos, 8 rebotes) para frustrar la remontada local en la segunda mitad.

En la noche del martes la Big Ten acabó de afianzar su ventaja con 4 nuevos triunfos. La número 17 Michigan se deshizo de Syracuse (68-65), en un duelo entre dos equipos en clara reconstrucción con reclutas que no compensan la calidad de los jugadores que se fueron. Syracuse se refugia en su estructura como bloque, y Michigan en su inspiración en los triples para sobrevivir. Los de Beilein, liderados por Zak Irvin (18 puntos), tiraron más veces de 3 que de 2 (33 de un total de 65). Fueron su acierto triplista y una buena dirección en la segunda parte de Spike Albrecht (11 puntos, 9 asistencias) las que dieron a los Wolverines el triunfo.

Indiana derrotó a Pittsburgh (81-69), en el primer buen partido de Emmitt Holt (15 puntos, 5 rebotes en 19 minutos) para el equipo. El freshman necesitaba una noche así para superar el incidente de pretemporada con Devin Davis. Minnesota superó a Wake Forest (69-84) propulsada por los 7 triples de Andre Hollins (27 puntos, 7 rebotes, 7 de 10 en triples). Purdue inflingió a North Carolina State su primera derrota del curso (66-61) bajo el liderazgo de la tripleta interior A.J. Hammons, Vince Edwards y Isaac Haas (44 puntos con 16 de 25 en el tiro y 21 rebotes entre los tres).

La Atlantic Coast contraatacó con la victoria de Louisville, quinta de la lista, sobre la catorceava Ohio State (64-55). Los Cardinals dejaron a su rival en 18 puntos al descanso, a sólo uno de doblarlos en el marcador. En la segunda parte despertó un D’Angelo Russell (17 puntos, 6 rebotes y 7 asistencias) con problemas de faltas, y los Buckeyes redujeron su desventaja a 5 puntos faltando 4 minutos para el final. Terry Rozier (11 puntos, 7 rebotes, 7 asistencias), con el dedo meñique de su mano izquierda dislocado, se olvidó del dolor para anotar 8 puntos consecutivos que enfriaron los ánimos de sus rivales.  La otra alegría para los equipos de la ACC vino de la mano de la 15 del ranking Miami, que derrotó a la 24 Illinois (70-61).

El clímax llegó en el duelo entre los dos equipos más fuertes de cada conferencia, la visita del cuarto del ranking Duke (ACC) al segundo Wisconsin (70-80). Fue también el enfrentamiento entre dos de los mejores pívots de la NCAA, Frank Kaminsky (17 puntos, 9 rebotes) contra Jahlil Okafor (13 puntos, 6 rebotes). El entrenador de Duke Mike Krzyzewski sorprendió con una defensa individual de cambios indiscriminados y continuos ante la mínima sospecha de un futuro bloqueo, para evitar que Wisconsin generase juego a partir de esta situación, y con ayudas constantes para compensar los desequilibrios en los marcajes a que su planteamiento dio lugar.

Desconectado el juego colectivo de los Badgers, Kaminsky y Traevon Jackson asumieron la responsabilidad individual. El base lideró a su equipo con 25 puntos. Los exteriores de los Blue Devils le dieron la réplica: el freshman Tyus Jones con 22 puntos (además de 6 rebotes y 4 asistencias), Rasheed Sulaimon con 14 y Quinn Cook con otros 13. El acierto en el tiro de este trío (16 de 24 entre todos, de ellos 6 de 9 en triples) marca la otra clave del encuentro. Duke consiguió un acierto del 71,2% en el lanzamiento en la segunda mitad (65,2% global). Wisconsin no pudo seguir su ritmo por más que lo intentó.

La ACC recuperaba aire, y más tras la victoria de la séptima Virginia sobre la 21 para AP Maryland (65-76), en otro duelo entre equipos invictos. La defensa de los Cavaliers, la más eficiente de la categoría en estos momentos, dejó a los Terrapins (sin el lesionado Dez Wells, su segundo mejor anotador) 13 puntos por debajo de su media anotadora y les concedió únicamente 3 rebotes en ataque. Justin Anderson (16 puntos, 6 rebotes) anotó 8 puntos en los minutos finales de la primera mitad, en la que Virginia consiguió un margen en el marcador definitivo para su triunfo. Georgia Tech puso su granito de arena superando a Northwestern (58-66).

Notre Dame prolongó la reacción de su conferencia derrotando en la prórroga a la 19 del ranking AP Michigan State (79-78). Los Irish sacaron a relucir todas las virtudes de su línea exterior liderada por el base Demetrius Jackson (22 puntos) y el escolta Jerian Grant (27 puntos, 4 rebotes, 6 asistencias, 3 recuperaciones). Las buenas actuaciones de Branden Dawson (16 puntos, 18 rebotes) y de Denzel Valentine (22 puntos, 5 rebotes) no compensaron la mala noche de Travis Trice para unos Spartans que no pudieron aprovechar su dominio del rebote (43 a 26).

La Big Ten contraatacó con el upset de Iowa ante la 12 del ranking North Carolina (55-60). Estos dos últimos equipos estuvieron muy fallones en el lanzamiento, así que la lucha por los rebotes fue clave en el desenlace final. Los Tar Heels capturaron 24 ofensivos (15 en la primera mitad), pero fallaron muchas de sus segundas y terceras opciones (14 de 30 en tiros en la pintura). Los Hawkeyes capturaron 15  rebotes en la canasta rival en la segunda parte (2 en la primera), de los que obtuvieron 12 puntos.

En la victoria de la Penn State (Big 10) de D.J. Newbill (18 puntos, 4 rebotes) ante Virginia Tech (61-58) tenemos una de las jugadas curiosas de la semana. Payton Banks lanzaba tiros libres. Los jugadores de Virginia Tech dieron por hecho que eran dos, cuando en realidad se trataba de un 1+1. Y cuando Banks falló, se quedaron quietos mientras Shep Garner conseguía una de las canastas más fáciles de su vida. Ni el mismo tenía claro si los dos puntos subirían al marcador. El duelo entre las dos conferencias fue para la Big Ten por 8 a 6.

SEC- Big 12 Challenge

Los equipos de la Southeastern Conference (SEC) y la Big 12 también midieron sus fuerzas. Texas Tech sumó el primer punto para el segundo bloque derrotando a Auburn (46-44). Devaugntah Williams anotó sus 4 únicos puntos en los últimos 41 segundos, entre ellos la canasta decisiva para los Raiders. West Virginia (Big12), la número 16, perdió su etiqueta de invicta ante Louisiana State (73-74). Disputados 2 minutos de la segunda mitad los Mountaineers ganaban de 14 hasta que un triple de Josh Gray (7 puntos, 4 rebotes, 7 asistencias, 3 recuperaciones, pero 8 pelotas perdidas) dio inicio a un parcial de 3 a 15 alimentado por Tim Quarterman (21 puntos, 7 rebotes) que igualó la contienda. Juwan Staten (17 puntos, 4 asistencias, 4 recuperaciones) falló el lanzamiento que podía haber evitado el “upset”.

Baylor (Big 12) superó a Vanderbilt (66-63) en gran parte por su acierto en los triples (10 de 18). Royce O’Neale (22 puntos, 4 rebotes, 3 asistencias con 9 de 11 en los lanzamientos de los cuales 4 de 5 en los de 3 puntos) y Taurean Prince (19 puntos, 5 rebotes, 4 asistencias, 6 de 10 en el tiro con 3 de 3 en triples) lideraron al equipo en este aspecto del juego. Texas Christian University (Big12) mantuvo su imbatibilidad tras 8 encuentros superando a la Ole Miss (54-66) de Sebas Saiz, que fue titular y en 21 minutos sumó 9 puntos, 4 rebotes y 2 tapones (el español tuvo su gran noche en el triunfo, ajeno a este torneo, ante Oregon por 73-79 con 17 puntos, 5 rebotes y 2 asistencias).

La 18 del ranking Arkansas (SEC) fue expulsada del selecto club de los imbatidos tras caer ante la 20 Iowa State (95-77). Los Cyclones estuvieron muy efectivos en el lanzamiento (64%, 32 de 50) siguiendo la estela de Bryce Dejean-Jones, el transfer de UNLV (4 de 4 en tiros de 2, 4 de 4 en triples y 7 de 8 en los libres, además de 6 rebotes). George Niang le secundó con 26 puntos, 6 rebotes y 8 asistencias. Los cinco titulares del equipo anotaron en dobles dígitos Por cuarta vez en 6 partidos 5 jugadores de Iowa State llegaban a los 10 puntos.

La primera del ranking Kentucky (SEC) derrotó a la sexta de la lista Texas (63-51) en el duelo entre dos de las mejores defensas de la NCAA. Precisamente la defensa de los Wildcats fue una de las claves de su triunfo, forzando 22 pérdidas de pelota a un rival al que dejaron en un 29’8% en los lanzamientos de campo. John Calipari hizo un ajuste en sus pelotones uniendo en pista a los dos centers, Dakari Johnson y Cauley-Stein, ante un rival con un amplio potencial en la pintura.

El jugador más destacado de Kentucky fue Willie Cauley-Stein. El júnior consiguió su mejor marca personal en anotación con 21 puntos (además de 12 rebotes, 5 recuperaciones y 3 tapones). Su presencia atrás fue determinante en el parcial de 18 a 2 con el que los Wildcats abrieron la segunda mitad. Y cuando los Longhorns volvieron a acercarse en el marcador, Cauley-Stein respondió con 7 puntos en los 4:17 últimos minutos. El problema de Kentucky no está dentro sino fuera. Sus jugadores sólo metieron un triple de 12 intentos.

En el otro gran duelo de ese choque entre conferencias, la número 11 Kansas (Big 12) se recuperó de una desventaja de 11 puntos para vencer a Florida (71-65). Cinco puntos consecutivos de Dorian Finney-Smith supusieron el inicio de un demoledor parcial de 13 a 29 de los Gators que se empezó mediada la primera mitad y acabó a 16:40 para el final del encuentro.

Los Jayhawks, desorientados en defensa, encontraron su salvación en las manos de Wayne Selden (11 de sus 21 puntos) y del freshman Cliff Alexander (10 de sus 12 puntos), al que Bill Self no está dando los minutos que se esperaban (estuvo 19 en pista). Entre los dos pusieron a Kansas por delante en el marcador a falta de 5 minutos. A partir de ese momento, el equipo aprovecho los tiros libres para asegurar el triunfo (13 de 14 en este lapso de tiempo).

La 22 de la semana Oklahoma (Big 12) superó a Missouri (82-63) no sólo gracias a su habitual capacidad anotadora, sino también a su buena defensa que les concedió un parcial de 15 a 0 al inicio de la segunda mitad. Oklahoma State (Big 12) estrenó su casillero de derrotas esta temporada ante South Carolina (75-49). Los Cowboys estuvieron negados en el tiro (24,6%, 16 de 65). Markus Foster anotó 20 puntos (6 de 13 en triples), pero no pudo impedir la derrota de Kansas State (Big 12) ante Tennessee (64-65). El desafío entre conferencias acabó 6 a 4 para la Big 12.

Arizona demuestra su solidez

El último gran emparejamiento de la semana lo protagonizaron Arizona (3) y Gonzaga (9). Ganaron los Wildcats (66-63), aunque su rival les puso contra las cuerdas (66-63). Brandon Ashley (14 puntos, 5 rebotes), con cuatro puntos consecutivos, redujo a la nada la ventaja de los Bulldogs en la recta final de la segunda parte. Kyle Wiltjer (15 puntos, 7 rebotes) falló el lanzamiento que le hubiera dado el triunfo a Gonzaga. En la prórroga, el base T.J. McConnell (12 puntos) anotó los 6 puntos de los de Sean Miller. Y Byron Wesley falló tres tiros libres que podían haber forzado una segunda prolongación.

 Los 3 puntos de los derrotados en los 5 minutos adicionales los hizo Kevin Pangos (8 puntos, 6 asistencias) con su único triple de la noche. El base canadiense fue uno de los grandes damnificados por la buena defensa de los Wildcats. En sus siete partidos previos, había perdido 5 balones. Contra Arizona perdió 4. Su equipo, el tercero más eficiente en ataque hasta ahora, marcó su peor registro de la temporada en anotación y en porcentaje de acierto en el lanzamiento.

Wichita State no igualará su hito de la temporada pasada de llegar invicta hasta la primera ronda del March Madness. La número 8 de la pasada semana cayó en la prórroga en su visita al equipo que cerraba el Top25, Utah (69-68). Los Shockers perdían de 9 a falta de 4 minutos para acabar la segunda parte, pero salvaron el primer match ball con tres triples en los 1:12 finales.

Delon Wright (13 puntos, 6 rebotes, 7 asistencias), que estuvo en pista los 45 minutos, anotó la última canasta a falta de 14 segundos. En el tiempo restante Fred VanFleet (13 puntos, 3 rebotes, 4 asistencias) falló un 1+1 para Wichita State y los Utes 3 tiros libres para sentenciar. Si la semana pasada os mostrábamos un árbitro noqueado accidentalmente por un jugador, en este partido se repitió la situación. A lo mejor deberían obligarles a llevar casco.

Washington aprovechó la pésima noche en ataque de la 13 del ranking San Diego State para dar la sorpresa (49-36). Los Aztecs fallaron sus 10 primeros lanzamientos de campo. Durante una primera parte en la que tan sólo convirtieron 5 de sus 30 tiros a canasta, estuvieron 9 minutos sin anotar. En la segunda mitad las cosas no mejoraron, fallando 9 de sus 11 primeros intentos de mejorar su marcador. A lo largo de 11 minutos no sumaron ninguna canasta. Es la anotación más baja en la Division I en la historia del equipo que entrena Steve Fisher.

La 15 Miami fue otra de las que se dejó la imbatibilidad. Su incapacidad para atacar la defensa zonal de Green Bay (55-68) tuvo la culpa. La presión a toda pista de los Hurricanes en los minutos finales no evitó su derrota. Michigan, 17 del ranking, cayó ante NJIT (70-72) a pesar de los 32 puntos de Caris Levert. El escolta anotó 11 canastas en juego. El resto de sus compañeros sumaron 12 entre todos. El Instituto Tecnológico de Nueva Jersey (NJIT) es la única universidad de la Division I que no está encuadrada en ninguna conferencia.

Arkansas corre peligro de caer del siguiente ranking. Tras caer perder la imbatibilidad ante Iowa State en el desafio entre la Big 12 y la SEC, la 18 de la lista sumó su segunda derrota ante Clemson (68-65). De forma increíble, los Razorbacks se dejaron remontar 6 puntos de ventaja a falta de 1:18 del final de la segunda parte para caer ante la prórroga ante unos Tigers liderados por Rod Hall, quien anotó 11 de sus 19 puntos entre esos segundos de locura y el tiempo extra.

Anotadores y listillos

Venko Jolis lideró el triunfo de Eastern Washington ante Seattle (75-87) con 38 puntos, 7 rebotes y 3 tapones. Tyler Haws se fue hasta los 35 puntos en el triunfo de BYU ante Utah State (81-91), en su mejor marca personal en lo que llevamos de temporada. A Hawaii le endosó 30 (90-70). Su compañero Kyle Collinsworth sumó en este último partido el primer triple doble este curso de un jugador de la máxima categoría NCAA con 19 puntos, 12 rebotes y 10 asistencias.

Los equipos de la Division I conciertan partidos contra equipos de categorías inferiores para engordar su balance de victorias. Grambling State tuvo que jugar ante Selma, de la testimonial USCAA, para ganar su segundo partido del curso (74-64). La jugada no siempre les sale bien. El sábado 29 de noviembre, en el torneo de su estado, Alaska-Anchorage (DII) derrotó a Rice (65-54). Esta semana Drexel se convirtió en el primer equipo de la DI en caer ante un equipo de la DII en casa. University of the Sciences profanó su pista (52-54) con un triple a falta de dos segundos de Garret Kerr (27 puntos, 10 rebotes, 4 asistencias).

El listillo de la semana ha sido Bryce White, de Portland State. Su equipo perdía de 14 ante Portland (83-71), y sus rivales dejaban pasar los segundos en la última posesión sin ganas de hacer más sangre. Pero White quería engordar su estadística. Así que simuló darle la mano a Alec Wintering (27 puntos, 6 asistencias) para robarle la pelota y sumar su punto número 12.


@danielalentomor

Nos encanta lo que hacemos

Copyright 2016 enCancha.com | On-line desde 2004