2012

13

Noviembre

22:10

Iván Rodríguez

Porfirio Fisac abre la veda

El técnico segoviano de Baloncesto Fuenlabrada ha sido cesado, dejando a su equipo decimosexto, con una sola victoria y sin haberse estrenado aún en casa.

 

Mal que les pese a algunos puristas de nuestro deporte, el baloncesto parece empeñado en seguir la senda abierta por el fútbol. Por desgracia, en vez de copiar las virtudes balompédicas, si es que las hubiera, los que mandan en esto del balón naranja se empeñan en contagiarse de los vicios –que sí que los hay- del deporte rey. Empezó el señor Bertomeu, exportando a la Euroliga la “brillante” idea de jugar los viernes, que tan buena acogida ha tenido entre los hinchas futboleros (nótese la ironía); el plagio continúa con ceses fulminantes de entrenadores cuando apenas llevan transcurridas unas pocas jornadas.

No hablamos de Mike Brown y sus (ex) Lakers, aunque también valdría el caso. No hay que volar hacia Venice Beach, sus cuerpos hercúleos y sus patinadoras, tan cerca del Staples Center y a sólo unas manzanas del mítico Forum de Inglewood. No tan lejos, no tan glamouroso. El primer gatillo fácil de nuestra Liga Endesa se ha disparado a apenas 30 km. de la capital de España, en Fuenlabrada. La primera cabeza que ha echado a rodar, la del hasta ahora “míster” fuenlabreño, Porfirio Fisac.

“1-6”, argumentarán algunos. Pobre balance, sin duda, para comenzar el curso. Quizá hayan pesado más las sensaciones sobre la decisión de la dirigencia naranja. Baloncesto Fuenlabrada no ha ganado aún en su pabellón, y sólo peleó hasta el final en su choque ante el Joventut (jornada 5, 80-82). Las otras cinco derrotas se han saldado con diferencias que van desde el -8 (71-79 ante Obradoiro) hasta los -28 (Valencia Basket). La directiva fuenlabreña ha optado por cambiar el capitán del barco, esperando que los marineros remen con más brío viendo a otro al timón.

Cual Jesús Gil en sus mejores tiempos, José Quintana ha tardado siete jornadas en preparar el finiquito a un técnico que clasificó a la entidad para la última Copa del Rey, y que ha ganado 24 de los 57 partidos en que se sentó en el banquillo del Fuenla, quizá el más modesto entre los modestos de la ACB, siempre confiado en los milagros del cazatalentos Ferrán López en la dirección deportiva, y tratando de sobrevivir con apreturas económicas y patrocinadores que a veces le son esquivos. A los hechos nos remitimos. Porfirio Fisac puede presumir de haber mantenido al equipo entre los mejores el pasado año, y de haber sido cesado dejando a la entidad fuera de los puestos de descenso, en un lugar acorde al cuarto presupuesto más bajo de la competición.

Las razones

Las estrecheces en lo monetario obligaron el pasado verano a escudriñar el talento en ligas menores. Atrás quedaron los buenos tiempos de Oleson, Calderón y Prigioni, o los más cercanos Ayón, Batista y Rabaseda. Los talentosos se marcharon, no cabe otra en un club que vende para sobrevivir, y a “Porfi” le entregaron una plantilla con la mitad de sus componentes nuevos, y casi desconocidos. El jugador franquicia, Leo Mainoldi, apenas ha visto sus números menguar, pero las sensaciones proyectadas, esos “intangibles”, parecen contagiados por la dinámica perdedora del equipo, en clara tendencia negativa desde la segunda mitad de la pasada temporada.

Del resto de los que estaban la temporada anterior, Quino Colom y Sergio Sánchez tratan de aportar experiencia a un grupo donde la bisoñez es norma, si bien su aportación no se ha demostrado suficiente hasta ahora. De los nuevos, dos exteriores, Feldeine y Gladyr cumplen con sus 13.3 y 9.4 puntos por partido, mas evidenciando el tremendo desajuste en el balance exterior-interior de los del sur de Madrid.

Bajo tableros, la responsabilidad recae casi en exclusiva sobre un Mou Sené que, no olvidemos, se ha pulido la pretemporada recuperándose de la lesión de ligamentos que le llevó al quirófano allá por el mes de mayo, con la lógica merma en las prestaciones de un “currante” del baloncesto, más que un bailarín de la pintura. Pero ojo, que no se vayan de rositas los de fuera: Fuenlabrada tiene el segundo peor porcentaje de acierto desde el triple (30%), empatado con Unicaja y sólo un punto mejor que el peor cañonero de la liga, UCAM Murcia.

Números en sintonía con la clasificación del equipo: tercero por la cola en la clasificación, Fuenlabrada es el segundo peor anotador de la liga (70.1 puntos por partido) y la tercera peor defensa (le hacen 82.1 puntos por encuentro), provocando el tercer peor balance entre anotación y puntos encajados. Mientras otros modestos –Blancos de Rueda, Joventut, UCAM y Obradoiro- parecen haber empezado enchufados, dispuestos a huir de la quema cuanto antes, Fuenlabrada se estanca en el vagón de cola con los que se presume serán sus compañeros de viaje: Manresa, Gipuzkoa Basket, CB Canarias y la incógnita Cajasol, a priori el que mejores mimbres tiene para escapar del peligro.

De acuerdo. Malas noticias para la parroquia del Fuenla, bad vibrations desde el Fernando Martín, pero ¿alguien apostaba por algo distinto? ¿acaso no ocupa Fuenlabrada la posición que le corresponde, por plantilla y tesorería? ¿alguien en los despachos piensa que en el cambio de técnico está la solución? Si es así, choca con la postura expresada por el cesado entrenador segoviano, quien en la rueda de prensa de su despedida ha declarado no creer que las cosas vayan a ir a mejor simplemente por el hecho de su salida. “Si así lo creyera –matizó- ya me habría marchado”. Llamémosle valentía, llamémosle economía de guerra, Porfirio Fisac deja a medias un proyecto de juventud y de cantera, proyecto que a día de hoy no ha dado aún sus frutos, costándole el puesto.

Sin irse a buscar demasiado lejos, Trifón Poch y Luis Casimiro (últimos técnicos de Estudiantes antes de la llegada de Txus Vidorreta), se perfilan como próximos inquilinos del banquillo fuenlabreño. Si las negociaciones y los famosos flecos se resuelven con tiempo suficiente, el elegido se estrenará en casa, con todos los ojos del Fernando Martín sobre sus decisiones, ante uno de los “cocos”, el FC Barcelona. Mal día para dejar de fumar… 

 


@ivanrm81

Nos encanta lo que hacemos

Copyright 2016 enCancha.com | On-line desde 2004