El Real Madrid llega lanzado a la final

Victoria trabajada del Real Madrid que con un 14/25 en T3 masacró a un Banca Cívica que poco pudo hacer.

Si estás en móvil, mira nuestro diseño en pruebas aquí.

Con el FC Barcelona ya clasificado para la final, el segundo partido de semis echaba a rodar. Pablo Laso y Joan Plaza se volvían a ver las caras en una semana, y las cosas empezaban bien para el Real Madrid. Igual que ayer, el entrenador blanco decidió empezar con Llull dirigiendo la escuadra madrileña y con Mirotic como puntal en ataque. La jugada le salió bien y tras 7 minutos, el Real Madrid vencía 15-11.


Superadas las tensiones iniciales, Suárez anotaba un triple punteado que le devolvía la confianza. El de Aranjuez no atraviesa un buen momento aunque Laso sigue confiando en él como el primer día. Sin duda es un jugador que les puede dar un plus importante, y hoy estuvo impecable.


Joan Plaza no paraba de mover el banquillo, y es que con 18 puntos del Madrid en apenas 8 minutos, los sevillanos tenían un problema. Si querían dar un paso más y no conformarse con ser “el equipo que dio la sorpresa en cuartos”, tenían que hacer algo más. Parecía que el recuerdo de la paliza de la semana pasada en Sevilla estaba presente en la mente de los jugadores, y no precisamente en modo revancha (30-19).


Felipe Reyes, amo y señor en el partido de ayer, no salió hasta el segundo periodo, y lo hizo para dar más solidez al juego interior. Sergio Rodríguez también llegó con la segunda unidad, momento que aprovechó Banca Cívica para acercarse. Segundo triple de English y 35-30. Se volvía a escuchar el “sí se puede, sí se puede”.


En las postrimerías del segundo cuarto, el Real Madrid entró en un letargo que le costó toda la renta que había conseguido. El Banca Cívica tomaba su primera ventaja, y los aficionados empezaban a creer en el sueño. Pero ahí estaba el acierto de los exteriores blancos, que con un 7/10 en triples se iban al vestuario 46-44. Hasta el descanso, ambos conjuntos estaban teniendo un acierto poco habitual en partidos de este calibre: 15/26 desde los 6,75.


Banca Cívica tenía una cosa clara. O aumentaban la intensidad defensiva, o iba a ser complicado mantenerse en el partido. El Real Madrid movía el balón a placer y encontraba las mejores opciones en ataque. Caros Suárez seguí en modo combate y se lanzaba a por todos los rebotes. Un triple del alero aumentaba la ventaja a 57-47.


BANCA CÍVICA: SUICIDIO DESDE A LÍNEA DE TRES


Banca Cívica entró en una dinámica que no le convenía. Tiro forzado y ataque rápido de los blancos, así se podría resumir el tercer cuarto. Mientras, Mirotic castigaba con un triple más, y el Real Madrid se ponía 67-47, la máxima del partido.


Cuando parecía que estaba todo acabado, Banca Cívica comenzó una reacción que obligó a Pablo Laso a volver a poner a Suárez en pista. Calloway bailó a Mirotic y dobló el balón a Triguero que anotó fácil debajo del aro, 79-72, y el público que se volvía a animar. Calloway no quería irse a casa, o al menos no sin luchar, y con varias acciones consecutivas metía presión a los blancos. Pero Mirotic volvía a terminar con la tensión.


Muy buen partido del ala pívot del 91. Si en la otra semifinal Lorbek fue el encargado de abrir la lata, Mirotic terminó con toda esperanza sevillana. Presente y futuro del baloncesto mundial y 20 puntos en su casillero.


Con un, 92-84 , el Real Madrid jugará su tercera final consecutiva de Copa contra su eterno rival, el FC Barcelona.


CAMBIO DE LÍDERES EN EL REAL MADRID


Si ayer Reyes y Mirotic se encargaron de llevar la voz cantante frente al Mad-Croc Fuenlabrada, hoy fueron Sergio Llull, Mirotic y Suárez los que lideraron a los suyos. Entre los 3 sumaron 68 de valoración de los 103 del Real Madrid.
 


@mauri_fa

Nos encanta lo que hacemos

Copyright 2019 enCancha.com | On-line desde 2004